Cómo elaborar nuestros aceites esenciales

Plantas naturales

Hay aceites ya preparados en el mercado para "pagar y usar", y tambien podemos elaborarlo nosotros mismos, a fin de darles nuestra vibracíon y energia. La diferencia seria como comprar un traje en almacenes talla y color del stock, o elegir la tela, el modelo, la hechura y confeccionarlo a nuestro gusto. Quiza el acabado no sea tan "practico", puede que cometamos algun despiste en la elaboración, pero seguro que nos da mas satisfacciones y con el tiempo, esta garantizada la perfección y la originalidad. Manos a la obra. Lo importante es aprender el método de elaboración del aceite base. Después la utilización que le demos, será decisión personal según el espacio disponible y el objetivo que se pretenda.

Hay otros factores ademas de las plantas a tener en cuenta:

  • Las fases Lunares Son importantes a la hora de elborar un aceite esencial, ya que la luna marca de por si una vibracion.

  • La hora de recolección de la planta fresca . Al amanecer ( en el momento de la salida del sol) la recoleccion de la planta conserva mas la fuerza, que al atardecer.

  • Los utensilios deben estar preparados antes del comienzo. Colocar un cuarzo blanco en la mesa donde vamos a trabajar ayuda a amplificar la potencia . Pero cuidado este "amplificador" no selecciona y actua sobre positivo y negativo. Asegurate antes del comienzo de la limpieza del lugar y de ti misma.


Vamos a facilitar varios métodos de elaboración del aceite esencial.:
Elegir el metodo es ya una cuestion muy personal, en la que permitirse "fluir", o dar prioridad a la intuición, suele ser siempre la mejor opción.

Elaboracion Casera

En primer lugar necesitamos un espacio seco y oscuro de temperatura permanente y a ser posible fresca; nunca usaremos instrumental que sea de plástico o metal.

  • Trataremos de conseguir 2 frascos de cristal o cerámica de cierre hermético y nunca de plástico.

Como elaborar nuestros aceites esenciales

Aceites básicos para la elaboración son:

Vegetales:

  • Oliva verde. Girasol. Almendra. Jojoba. Esencial.

Los aceites de Jojoba y esencial son conservantes, impidiendo que se acidifique el preparado. El de Jojoba es mucho más caro.
De los básicos el de Almendra es el mas caro y el de girasol el mas económico con la ventaja de ser inoloro.

  • Los aceites animales se usan prácticamente para magia negra así que no los necesitamos para nada en este espacio.

Plantas naturales

Las podéis usar secas o frescas. El procedimiento es diferente. A no ser que cultivéis vosotros las plantas en jardín o macetas, recomiendo usar las secas de herbolario ya que se requiere bastante cantidad de ellas. Tambien se puede utilizar semillas olorosas, e incluso resinas vegetales.

Todo es vibración y todo tiene su esencia oculta, solo hay que conocer las aplicaciones mágicas de cada cosa y el metodo de elaboración.Despues "la Fuerza" o el poder lo pones tú. Y los efectos estarán siempre en función de la intención que pongas en la obra magica. Es la ley de causa y efecto.

Exprimido

Se exprimian las flores y plantas aromaticas envueltas en una tela y enroscada como un cordon de forma que se pasaba un palo en cada extremos y se retorcia en el sentido contraio una de otra . Es el mismo sistema que el prensado delvino o el aceite. De ello se consigue un jugo con el que se trabaja posteriormente, pero no es practico teniendo encuenta el tiempo y la cantidad de flor necesria para conseguir o,50 cl. de jugo base.

Enfleurage

Este sistema es de prensado. Entre dos tablas del igual tamaño u espesor, se coloca capa de grasa animal y encima las flores cubiertas de otra capa de grasa y sobre ello la otra tabla con peso. Cuando se pierde el aroma se sustityen por otras nuevas y frescas hasta que la grasa esta saturada de perfume . Este sistema es bueno para pomadas o cremas o jabones,el probelma es que las flores pierden el arma a las 24 horas y hay que estra reponiendo a diario . Poco practico hoy en dia, y ademas un consumo excesivo de flores.

Maceración

La maceración se hace en frio o en caliente .

Consiste en sumergir las flores hierbas y semillas en aceite y calentarlo sin que llegue a hervir. Cuando esta muy caliente remover con mazo o cuchara de palo . Despues filtrarlo con tela de gasa, y dejarlo enfriar. Este sistema estab escrito en las tumbas egipcias. El resultado una una vez frio se guarda en bote de cristal o ceramica hermeticamente cerrado. Esta listo el aceite esencial.

Yo utilizo este sistema, y le añado un 1% del producto resultante de aceite esencial neutro que se puede pedir en el herbolario o la farmacia, y unas gotas de aceite de Jojoba. El fin de esto es impedir que se acidifique. Si ocurriera hay que desecharlo.

Maceración en frio :

  • Es mejor utilizar las flores secas. Es el sitema mas comodo, pero mas lento y de menor aroma, aunque en magia, no es el olor lo que da la fierza sino la vibracion de la planta, el estado de la luna y la fuerza del mago.
  • Poner el frasco lleno a medias de la plantas secas que elijamos para la fabricación del aceite. Cubrir de aceite y cerrar hermeticamente, en sitio seco y oscuro y temperatura continua durante 15 dias aproximadamente.
  • Pasada ese tiempo filtar con tela de gasa o que filtre bien. Se puede utilizar el filtro de papel pero nunca metal o plastico. Desechar las plantas de la maceración 1ª. Volver a repetir la operación de nuevo, con el llenado de plantas secas hasta la mitad en otro bote y cubrirlo con el aceite del resultado de la maceración anterior.
  • Cuando se haya termindo el proceso habra trancurrido un mes … Se vuelve a filtar y se añade el aceite esencial, en la misma proporcion de un 1% al liquido contenido.

Maceración por coción:

  • En cacerola de barro o porcelana, poner las plantas y cubrirlas de agua y la tapadera de la cacerola deberá estar envuelta en un paño cuya base este empapado de aceite.
  • Cocer hsta la evaporacion del agua, y a continuación rascar la grasa de la tela que habra absorbido el aroma dela planta.
  • Este sistema aun se usa en las familias egipcias en la actualidad.


Maceración

Té verde y Salud

El té verde es el té que al no estar fermentado conserva intactos los componentes vitamínicos, antioxidantes y medicinales existentes en las hojas. El sabor del té verde es suave y delicado, pero posee un cuerpo inconfundible, uno siente que realmente está paladeando la esencia de la planta.

Existen distintas variedades de té verde que responden a un método particular de procesado o incluso a la apariencia externa del producto final, pero todos provienen de la misma planta Camellia sinensis

Los componentes del té verde acumulan un buen número de cualidades positivas : combaten numerosos tipos de cáncer, evitan enfermedades cardiovasculares disminuyendo los riesgos de infarto, mejoran las mucosas y la piel, ayudan a adelgazar, potencian el sistema inmunológico, combaten los radicales libres e incluso previenen la caries.

En el té verde se han identificado más de 300 ingredientes activos, veamos brevemente en qué consiste cada uno de ellos :

Polifenoles

El té contiene varios tipos de polifenoles pero los más abundantes son los flavonoides. En un principio se penso llamarlos vitamina P, pero su enorme variedad impidió clasificarlos como una sola vitamina. Se trata de nutrientes distintos a las vitaminas y a los minerales entre cuyas funciones está la de actuar como antioxidantes, protegiendo a los tejidos del deterioro causado por los radicales libres.

Los principales flavonoides presentes en el té pertenecen a un tipo de sustancias conocidads génericamente como catequinas. Las cuatro principales catequinas del té son : EC, ECG, EGC y EGCG. Diferentes investigaciones han demostrado que las EGCG por si sola concentra el 32% de toda la actividad antioxidante del té verde.Las catequinas del té verde son 100 veces más efectivas que la vitamina C y 25 veces más potentes que la vitamina E.

La acción antioxidante del té verde es la base de casi todas las propiedades saludables :

previene las enfermedades cardiovasculares evitando la oxidación del colesterol LDL reduce los riesgos de cáncer impidiendo que los radicales libres dañen y causen mutaciones a las células retrasa el envejecimiento de la piel y de los órganos internos.

Otros alimentos ricos en polifenoles son las frutas, la soja, el aceite de oliva, el ajo, la patata y diversos frutos secos.

Cafeína

Gran parte de la popularidad que el té ha disfrutado a lo largo de la historia se debe a su efecto estimulante, el cual se traduce en un incremento del estado de alerta, aliviando al mismo tiempo la fatiga. Su contenido en cafeína es el causante principal de estos efectos. Otras sustancias presentes de la misma familia son la teofilina y la teobromina.

La ingestión de cafeína reduce los tiempos de reacción, incrementa el estado de alerta y mejora la concentración mental. Entre sus efectos físicos figura una estimulación de los jugos gástricos, de los riñones y de todo el metabolismo general de modo que posiblemente ayude a eliminar toxinas. Su estímulo sobre el músculo cardíaco y sobre todo el sistema respiratorio generan un mayor aporte de oxígeno al cerebro y un mayor rendimiento muscular.

En los últimos años la cafeína ha sido motivo de creciente preocupación por sus posibles efectos negativos sobre la salud, principalmente entre quienes ingieren cantidades considerables. Entre los síntomas generados por una excesiva ingesta de cafeína se pueden citar : diarreas, insomnio, ansiedad, dolores de cabeza, irritabilidad y dolores agudos en el pecho.

A quienes les preocupe el contenido cafeínico han de tener en cuenta :

El café contiene más cafeína que el té negro y éste a su vez, más que el té verde.

Las bolsitas de té liberan un porcentaje significativamente mayor de cafeína que el té en hojas.

Se puede recurrir al té verde descafeinado, aunque el proceso de descafeinización siempre elimina un cierto porcentaje de polifenoles y otras sustancias benéficas

Un consumo moderado de cafeína eleva el ritmo metabólico basal en un 10%, es decir la energía necesaria para mantener el funcionamiento del cuerpo se incrementa en dicho porcentaje. Quienes quieran perder peso, pueden aumentar su desgaste de calorías sin realizar ejercicio físico. No obstante esta ventaja desaparece si la bebida se toma con azúcar.

Por otra parte, parece ser que los polifenoles inhiben la actividad de la enzima amilasa, lo cual podría provocar un ligero descenso en el apetito.

Vitaminas

Los polifenoles no son los únicos antioxidantes que contiene el té verde, también presenta vitamina A, vitamina B2, vitamina C y carotenoides.

La vitamina A ejerce un efecto protector sobre las mucosas y protege al sistema cardiovascular reduciendo la oxidación del colesterol LDL, causante de la arteriosclerosis.

La vitamina B2 ayuda a mantener una piel sana, así como el cabello y las uñas, siendo muy beneficiosa paara la visión ya que alivia la fatiga ocular.

La vitamina C protege del cáncer de la cavidad bucal, de esógago, estómago y páncreas, al tiempo que evita la oxidación de las vitaminas A y E, prolongando su efectividad

La vitamina E es también un potente antioxidante, que cumple la función de proteger las membranas celulares del daño causado por los radicales libres. También reduce la incidencia de cieros tipos de cáncer, especialmente de pulmón, esófago y estómago.

Minerales

Los minerales presentes en el té son realmente numerosos. Entre ellos está el calcio, cromo, magnesio, manganeso, hierro, cobre, zinc, molibdeno, sodio, fósforo, cobalto, estroncio, níquel, potasio, aluminio, flúor y selenio.

Mientras que las necesidades corporales de algunos de ellos están normalmente cubiertas por la alimentación habitual, como es el sodio, el calcio o el hierro, no ocurrre lo mismo con otros como el manganeso o el selenio, de los cuales es deficitaria una gran parte de la población y cuya carencia puede originar trastornos crónicos.

Una sola taza de té verde contiene la cantidad de manganeso que el cuerpo necesita diariamente. Lo mismo ocurre con el flúor, responsable tal vez de los probados efectos benéficos que el té verde tiene sobre la dentadura, por su notable protección contra la caries.

Aminoácidos

El té verde contiene numerosos aminoácidos (triptofano, glicina, serina......) pero hay uno que es exclusivo del té verde : la teanina. En la actualidad se están realizando diversas investigaciones sobre la teanina, pues se ha demostrado que incrementa significativamente la efectividad de diversas medicaciones contra el cáncer

Los Poderes Mágicos de la Ankerita


Ankerita

Los griegos ya la utilizaban como estabilizador amoroso; regalar a la mujer amada un fragmento de ankerita blanca era demostración de un amor puro y sincero.

Es una piedra que, por su energía vibratoria positiva, es muy apreciada en el hogar, ya que ayuda a las personas que viven a su alrededor a ser más felices.

La Ankerita puede ser limpiada y se descarga de energía negativa mediante la ejecución, cada mes bajo el agua caliente o se coloca en un recipiente con agua y se agrega una cucharadita de sal marina. Para cargar la Ankerita de energía positiva darle un baño de luz del sol y / o la luna llena durante 24-48 horas.

Ayuda a centrarse en la fuente interior del amor dentro de ti que se transforma y cura todas las heridas. Contiene las cualidades de vuelo, el aire, el movimiento y gracia. Muy inspirador cuando se trabaja con el ser interior. Funciona bien, no sólo con el Chakra de la garganta, si no también con el corazón, el Tercer Ojo y el Chakra de la Corona. Fortalece la estructura ósea hereditaria, ayuda con la artritis.

Ayuda a aliviar los problemas relacionados con el estómago y el sistema endocrino. Le ayuda a examinar y resolver los problemas de una manera tranquila y segura. Ayuda a tomar el rumbo de las experiencias difíciles. Recomendado para los dentistas, optometristas, y los de la profesión médica.

Abre y fortalece los chakras basal y de la garganta.

Afinidad con los signos de Tauro, Géminis, Cáncer, Leo, Virgo, Escorpio, Capricornio, Libra y Piscis.

Afrodisiacos Naturales



¿ Mito o Realidad ?

Sí, es cierto: algunos alimentos o condimentos pueden ayudaros a conseguir mayor estimulación en vuestras relaciones amorosas.
Son conocidos como los alimentos que predisponen a los comensales a un estado más sensual.
Te presentamos algunos de los afrodisiacos naturales más conocidos. Descubre su efecto ¿ Podrás resistirlo ?

Mariscos
  • Aleta de tiburón: Plato típico de la comida china, es, con seguridad, uno de los secretos de la fecundidad de los chinos.
  • Jalea real: Es un estimulante general y por supuesto genital, el cual tarda algo en hacer efecto, pero los resultados son seguros y... prolongados.
  • Azúcar moreno: La costumbre de tomar siempre un postre dulce quizá fue puesta de moda por los buenos amantes, y lo cierto es que una ligera hiperglucemia es siempre beneficiosa para el amor. La falta de azúcar provoca una mayor producción de adrenalina y esta hormona bloquea cualquier respuesta favorable al sexo.
  • Apio: Al igual que cualquier alimento que actúe sobre los órganos urinarios, el apio tiene un moderado efecto afrodisíaco, aún más si se toma su caldo. Unido a la remolacha el efecto es aún mayor, pero no lo mezcles nunca con la lechuga, ya que si lo haces anularás los buenos efectos.
  • Avellana: Se consume en algunos pueblos en el banquete de boda e incluso se coloca en cestillos junto a la cama de los recién casados. Por algo será.
  • Canela: Sobre las propiedades de este condimento ya se ha hablado mucho, incluidas nuestras abuelas. Parece ser que añadida a los licores suaves el efecto es seguro e inmediato.
  • Cebolla: Y también el ajo, aunque lo mejor es que los coman los dos amantes al mismo tiempo, ya que así el fuerte olor de nuestro aliento no molestará a la pareja elegida. Ambos condimentos son utilizados ampliamente por los árabes en sus comidas y nadie les puede negar que saben tratar a las mujeres.
  • Clavo: He aquí otra especia de fuerte sabor y olor, pero que, utilizada sabiamente, incluso en la bebida, nos dará buenos resultados.
  • Frambuesa: Esta fruta es más adecuada para la mujer ya que contribuye a relajar los órganos sexuales y facilita el acto amoroso en el varón.
  • Ginseng: Un té tibio, quince minutos antes de empezar la sesión, es un brebaje totalmente seguro, ya que tantos millones de chinos y coreanos que lo toman no pueden estar equivocados.
  • Higo: He aquí otro fruto dulce, tan dulce como las pasiones que despierta. Los antiguos egipcios y los dioses griegos aparecían siempre con collares de higos, e incluso llegaron a considerar sagrada la higuera. En nuestro tiempo, aún es costumbre poner higos en la puerta de las chicas solteras en la confianza de que así saldrán rápidamente a la calle a buscar marido.
  • Ginkgo Biloba: Mantiene el órgano viril en plena forma, una y otra vez, por lo que se puede repetir si la pareja nos lo permite.
  • Malva: Esta hierba puede ser útil para aquellos encuentros fortuitos que nos hacen estar en tensión, ya que tomándola en infusión nos relajamos lo suficiente, al mismo tiempo que nuestra pasión aumenta.
  • Manzana: Utilizada ya con bastante éxito por Eva, es quizá el primer afrodisíaco conocido. Ya a ella le dio resultado, seguro que a usted también.
  • Menta: Los cubatas con pipermín son bien conocidos por todos y si alguien los ofrece reiteradamente la insinuación es clara. En su mano está beberlo o no.
  • Muérdago: Lo mismo se utiliza para ahuyentar a los demonios que como filtro de amor. Las antiguas brujas lo incluían en sus brebajes y no habrían acudido a ellas tantos reyes y amantes en lágrimas si no hubieran hecho efecto.
  • Nuez: Otro fruto presente en todas las noches de boda antiguas e incluido también en los postres chinos. Tal coincidencia es significativa y mejor será dejar en la mesilla de noche un puñado de nueces.
  • Pimienta: Remedio rápido e infalible. Se puede añadir al zumo de tomate o a la bebida que quieras, siempre y cuando tu estómago no sea delicado.
  • Perejil: No se te olvide añadirlo a tus ensaladas amorosas para darles un nuevo toque.
  • Pistacho: Quizá ahí está el secreto de porqué es tan caro y tan apreciado por las gentes. Mézclalo en un plato junto a las avellanas y los higos y prepárate para lo que venga.
  • Romero: Unido a la menta es un buen tónico preparatorio para después de cenar.
  • Trufa: Otro alimento caro pero bastante eficaz.
  • Salvia: Esta planta no podía faltar en ningún jardín de la antigua Grecia y de ella se decía que daba vida eterna, pero creo que su verdadera utilidad no era precisamente la longevidad.
  • Alcachofa: No tiene un gran efecto, pero para mantenerse en forma...
  • Plátano: Nos repondrá fuerzas para intentarlo de nuevo, así que tenlo a mano.
  • Dátil: Otro fruto sagrado para los moros. La seguridad de su efecto es total, no lo pongas en duda.
  • Polen: Uno de los afrodisíacos mejores, pero tarda en hacer efecto al menos cinco días, así que planea con tiempo tus lances de amor.
  • Aguacate: En Méjico dicen que es un buen estimulante; mejor no vamos a dudar de su palabra.
  • Avena: Los copos de avena son muy útiles en la mujer sin entusiasmo, pero apenas tienen efectos en el varón.
  • Chocolate: Dicen que los españoles somos tan fogosos a causa del chocolate, así que ya saben: de merienda un tazón de chocolate con leche.
  • Pipas de calabaza: Ya está claro por qué se consumen tanto en los guateques de jóvenes. Actúa más que nada en los varones sin fuerzas.
  • Cereza: Si puedes, tritura el hueso y cómetelo. Contiene la preciada vitamina B15 de la cual dicen que hace a la gente eternamente joven.
  • Gamba: Y por supuesto cualquier marisco, de los que la tradición popular habla maravillas, más que nada en el sentido de volver a empezar.
  • Miel: Aquello de irse de luna de miel no era una tontería, ya que era costumbre regalar a los amantes jarras llenas de miel para que sus primeros escarceos amorosos estuvieran coronados por el éxito.
  • Regaliz: Dicen que la mujer que come regaliz es apasionada por fuerza, así que decídete a observar a tu alrededor.
  • Diente de león: Aunque no contiene ninguna sustancia especial, es un potente restaurador de energías perdidas.
  • Fresa: Estimula de una manera directa las glándulas endocrinas y el sistema nervioso. Si tu problema es el estrés, ya sabes.
  • Lechuga: Ni se te ocurra comerla para hacer el amor. Solamente conseguirás dormirte en sus brazos, aunque esto tampoco es malo y así al despertar estarás repleto de pasión.
  • Poleo: Es bueno para las mujeres, ya que estimula la producción de hormonas femeninas. Los hombres mejor nos pasamos al café.
  • Soja: Suele restaurar disfunciones sexuales, así que el primer plato bien puede ser una fabada de soja verde.
  • Vitaminas C y E: Si tu alimentación es deficitaria en alguna de ellas, mucho más si es en las dos, olvídate de tu pareja para algo que no sea pasear. La vitamina E tiene una influencia directa porque actúa sobre los órganos reproductores y la C actúa sobre las glándulas endocrinas en general

Fresas

Té Blanco, poder antioxidante

Existen muchas variedades de té y los más conocidos por sus propiedades benéficas para la salud son: el té blanco (conocido como yinzhen que quiere decir “aguja de plata”), el té verde, el té rojo y el té negro. Se diferencian por la profundidad del procesamiento y su contenido de sustancias que le confieren su potencial curativo llamadas Polifenoles.

El té blanco es la variedad menos procesada, por lo que contiene la mayor concentración de polifenoles, además de esto:

  • Es 100% más potente que el té verde y contiene sales minerales como: sodio, potasio, fluor, hierro, sílice, magnesio, calcio y fósforo y xantinas como cafeína, teofilina y teobromina.
  • No contiene colorantes, saborizantes ni preservativos, por lo cual su consumo no tiene ninguna contraindicación.
  • Contiene menos cafeína que otros tipos de té y 50% menos que el café, por lo cual es un excelente sustituto de éste.
  • Es más eficaz que las vitaminas C y E como antioxidante.

En el Congreso Nacional de la Academia Americana de Química, se presentaron pruebas del alto potencial anticancerígeno que confiere el consumo regular del té blanco y según investigadores del Instituto Linus Pauling, es el antioxidante natural más potente que existe en la naturaleza, por lo que protege contra las mutaciones del ADN (primera etapa en el desarrollo del cáncer).

Entre las acciones más importantes del té blanco podemos mencionar:

  • Baja los niveles del colesterol, especialmente el LDL (malo) y triglicéridos.
  • Disminuye el riesgo de enfermedades cardiovasculares.
  • Ayuda a prevenir infecciones.
  • Combate la fatiga. Eleva el nivel de energía.
  • Aumenta la capacidad de concentración y memoria.
  • Reduce el riesgo de padecer cáncer.
  • Protege contra las caries dentales.
  • Mayor poder antioxidante que frutas, vegetales y vitaminas C y E.
  • Estimula el sistema inmunológico defensivo.
  • Evita la acumulación de grasas en los tejidos, previniendo contra la obesidad.

La dieta tradicional china

La dieta tradicional china

La dieta constituye un elemento muy importante dentro de la medicina tradicional china. Los chinos consideran que la mayoría de los alimentos son medicinales, y que si se sigue una dieta adecuada, se realiza un poco de ejercicio, se hacen ejercicios respiratorios y se cuida la higiene personal, se pueden remediar las dolencias leves.

La dieta tradicional china clasifica los alimentos en diferentes categorías. La fundamental es la del yin y el yang, pero a ella se asocian las cuatro energías, los cinco elementos, los cinco sabores y el movimiento del chi. Dichas categorías se vinculan entre sí de una forma bastante compleja, y se tienen todas muy en cuenta a la hora de recomendar una dieta adecuada.

La dieta tradicional china clasifica los alimentos en diferentes categorías.

La fundamental es la del yin y el yang, pero a ella se asocian las cuatro energías, los cinco elementos, los cinco sabores y el movimiento del chi. Dichas categorías se vinculan entre sí de una forma bastante compleja, y se tienen todas muy en cuenta a la hora de recomendar una dieta adecuada.

En medicina china el Yin Yang de la dieta se conoce como trofología. El equivalente científico occidental del equilibrio Yin / Yang en la combinación de los alimentos, es el equilibrio ácido - básico o "PH". Sabemos que si añadimos una medida de ácido a una igual de álcali, la solución química resultante es neutra De allí que se use tomar bicarbonato (sustancia alcalina) para aliviar la acidez de estómago.

Está comprobado científicamente que para iniciar la buena digestión de cualquier proteína animal concentrada, el estómago debe secretar pepsina. Pero también está demostrado que la pepsina sólo puede actuar en un medío sumamente ácido que debe mantener durante varias horas hasta la completa digestión de las proteínas. Otro hecho igualmente comprobado es que, cuando matamos un pedazo de pan, papa o cualquier otro hidrato de carbono, las glándulas salivales segregan inmediatarriente ptialina y otros jugos alcalinos. Después de tragada la fécula alcalinizada necesita hallar en el estómago un medio alcalino para terminar de ser digerida por completo. Es fácil comprender lo que ocurre, cuando se ingiere simultáneamente hidratos, y proteínas.

El estómago, en respuesta a la presencia de proteína y féculas segrega al mismo tiempo jugos ácidos y alcalinos que se neutralizan entre sí y dejan una solución acuosa incapaz de digerir correctamente ni una cosa ni la otra Lo que sucede a continuación es que las proteínas se pudren y las féculas fermentan debido a la constante presencia de bacterias en el canal digestivo.

La putrefacción y la fermentación son las causas principales de todo tipo de problemas digestivos como gases, ardor, hinchazón, estreñimiento, heces fétidas, colitis, etc. Muchas de las llamadas "alergias" son también consecuencia directa de la mala combinación de los alimentos. La corriente sanguínea absorbe toxinas de la masa fermentada y putrefacta de los intestinos y estas toxinas a su vez provocan erupciones, urticarias dolores de cabeza y náuseas, y otros síntomas que se catalogan como alergias Los mismos alimentos capaces de producir una reacción alérgica cuando están mal combinados, muchas veces no producen ningún efecto cuando están bien combinados.

La dieta tradicional china

Clasificación de los alimentos según la medicina tradicional china

Según la NATURALEZA: Caliente, Tibio, Neutro, Fresco y Frío

Según el SABOR: Ácido, Amargo, Salado, Dulce y Picante

Según su COLOR: Rojo, Amarillo, Verde, Negro y Blanco

Según la DIRECCIÓN QUE INDUCEN

Según el MERIDIANO DE ACCIÓN

Según la constitución de la persona, la estación del año, la hora del día, etc.

Según la NATURALEZA del alimento

CALIENTES y TIBIOS (Yang): Calientan, tonifican el Qi y el Yang, secan, mueven, transforman, ascienden la energía y la expelen hacia el exterior, facilitan el metabolismo. Útiles en estados de fatiga, frío, dolores reumáticos tipo frío, estasis de sangre y energía.

El consumo excesivo de alimentos de energía caliente y comidas con especias (como curry, alcohol, café, cordero, ternera, especias…) da lugar a síntomas de Calor (especialmente de Estómago o del Hígado), como gusto amargo, sensación de ardor en el epigastrio, polidipsia, polifagia, etc.

FRESCOS y FRÍOS (Yin): Refrescan, enfrían, tonifican Yin (sangre, líquidos…), hidratan, lubrican, calman, sedan, ralentizan, nutren, llevan la energía hacia dentro, contraen, forman la estructura. Útiles en casos de fiebre, inflamación, calor, agitación, insomnio, ansiedad.

El consumo excesivo de lo que la MTC considera alimentos de energía Fría y alimentos crudos (como ensaladas, helados, bebidas frías o fruta) pueden también, debilitar la esfera funcional del Bazo (en concreto, Yang de Bazo) y producir síntomas como: diarreas, escalofríos, abdominalgia…

NEUTROS: Equilibran, estabilizan, armonizan

Por otro lado, el exceso de fritos, leche, queso, mantequilla, nata, plátano, cacahuetes o carnes grasas debilitan la función del Bazo (transformación y transporte) y puede causar síntomas de acumulación de Humedad y/o Tan: sinusitis, secreción nasal, sensación de tener la cabeza “atontada”, cefaleas sordas, bronquitis, etc.

Los cinco elementos y los cinco sabores

La teoría de los cinco elementos se basa en la idea de que todos los fenómenos del universo son el resultado del movimiento y mutación de las cinco categorías: madera, fuego, tierra, metal y agua, también conocidas como las cinco fases. Para gozar de buena salud, estos elementos deben estar en armonía. Los alimentos y las plantas se emplean para reequilibrar los elementos dentro del cuerpo.

La teoría de los cinco sabores puede considerarse una subcategoría dentro de los cinco elementos. Los cinco sabores son: picante, agrio, amargo, dulce y salado. El término “sabor” hace referencia a la naturaleza curativa de un alimento o planta y no necesariamente a su sabor tal y como se entiende en Occidente. Entre los alimentos picantes se encuentran el ajo, el jengibre y las cebolletas; los limones, las manzanas y los kiwis se consideran agrios; el café, el té y las almendras se consideran amargos; los dátiles, el arroz y el pollo son dulces, y el cerdo, los mejillones y la sal sin refinar son salados.

Cada sabor se asocia con una categoría: los alimentos agrios, amargos y salados son yin, mientras que los picantes y los dulces son yang; cada sabor se asocia con un movimiento específico del chi y se empareja con un órgano vital, de forma que los alimentos con un sabor determinado se emplean para tratar disfunciones sufridas por el órgano correspondiente (ej. Los alimentos dulces se asocian con el estómago, y por lo tanto pueden utilizarse para tratar problemas como la diarrea)

Según la NATURALEZA

Según constitución de la persona:

YANG: Tomar alimentos frescos o neutros, tibios (moderadamente) y evitar alimentos calientes y fríos.

YIN: Tomar alimentos tibios y neutros, algo de alimentos calientes, moderadamente alimentos frescos y evitar los fríos.

Según su SABOR

Cada sabor tiene una característica energética diferente según el efecto que producen en el organismo tras su digestión. En cantidad moderada, cada sabor, tonifica un órgano, en exceso –lo daña. Una dieta equilibrada debe contener todos los sabores pero con preponderancia del sabor dulce.

ÁCIDO: Tonifica el elemento Madera (Hígado – Vesícula Biliar), tiene naturaleza Yin (función nutritiva y de absorción): astringe, contrae la energía hacia adentro y actúa sobre el hígado y la vesícula biliar (elemento Madera). Los alimentos ácidos son útiles en la pérdida de líquidos orgánicos (vómitos, diarrea, sudor excesivo, hemorragias), promueven la secreción biliar, desintoxicantes y alcalinizantes, evitan el estancamiento de Qi, actúan directamente sobre los tendones y en exceso, pueden crear Humedad.

AMARGO: Tonifica el elemento Fuego (Corazón – Intestino Delgado), tiene naturaleza Yin, favorece el drenaje y la eliminación hacia abajo: evacuación y diuresis; Seca, favorece la digestión, abre el apetito y actúa directamente sobre la Sangre. Por ese motivo, hay que vigilar el exceso de sabor amargo en casos de deficiencia de sangre y/o líquidos orgánicos.

SALADO: Tonifican el elemento Agua (Riñón – Vejiga); Tiene naturaleza Yin (mueve la energía hacia dentro y hacia abajo), actúa directamente sobre los huesos. En cantidad moderada: humedece, lubrifica, ablanda, suaviza, desintoxica, pero en exceso: sobreestimula los riñones, y en consecuencia los daña; también debilita los huesos, la sangre y el corazón

DULCE: Tonifican el elemento Tierra (Bazo – Estómago); Tiene naturaleza Yang (ayudan a ascender la energía). En cantidad moderada: armoniza, refuerza, tonifica, promueve la producción de líquidos orgánicos (lubrifica). En exceso favorece la producción de humedad y flema. Los alimentos dulces según la MTC, actúan directamente sobre la carne (músculos) y están en mayor o menor medida en muchos alimentos.

PICANTE: Tonifica el elemento Metal (Pulmón – Intestino Grueso); Tiene naturaleza Yang (ayuda a ascender la energía hacia arriba y hacia fuera); En cantidad moderada promueve la circulación de la Sangre y energía evitando los estancamientos, y en exceso: sobreestimula los pulmones agotando el Qi y la Sangre. El sabor amargo actúa directamente sobre el “Qi” (energía vital).

Según su COLOR

El color es vibración, energía y por tanto cada alimento, según sea su color, afectará de diferente forma al organismo.

ROJO: Tiene afinidad por el Corazón, promueve la circulación de la sangre, tonifica, calienta, revitaliza y estimula la sexualidad.

AMARILLO: (Naranjas, marrones) Tienen afinidad por el Bazo – Estómago, estabilizan, equilibran y templan.

VERDE: Tiene afinidad por el Hígado, tonifica la Sangre de Hígado, desintoxica, depura.

NEGRO (es el color más Yin y más profundo): Tiene afinidad por el Riñón y la Vejiga, nutren la energía más profunda del organismo (Jing) y la Sangre, astringe y refresca.

BLANCO: Refuerza el Pulmón – Intestino Grueso. Purifica.

Según la DIRECCIÓN que inducen

ASCENDENTE: Los alimentos que inducen a ascender la energía son, en especial, los de sabor DULCE + PICANTE y de naturaleza CALENTE + TEMPLADA: Cebolla, puerros, hinojo, ajo, jengibre, pimienta, canela, clavo, nueces, tomillo, orégano, castañas…

Se usan en: prolapsos, diarreas, metrorragias, pesadez de piernas, cansancio, apatía...

DESCENDENTE: Son en especial, los de sabor AMARGO + SALADO y de naturaleza FRÍA + FRESCA: Diente de león, achicoria, té, cerveza de trigo, algas… Se usan como laxantes y diuréticos, en cefaleas, migrañas, hipertensión, náuseas, vómitos…

CONCENTRAN Y RECOGEN: Inducen a concentrar y recoger la energía hacia dentro (astringencia). Son en especial, los de sabor ÁCIDO + SALADO y de naturaleza FRESCA + NEUTRA: Frambuesa, naranja, mandarina, escaramujo, azukis, tomate, algas, sepia, calamar…

Se usan en caso de pérdida de líquidos orgánicos: sudor, diarrea, hemorragias, vómitos…, en personas convalecientes, en invierno. Evitarlos en caso de fiebre, resfriado, etc. porque ayudarán a que el factor patógeno penetre más adentro.

DISPERSAN: Inducen a dispersar la energía hacia fuera y son diaforéticas. Son en especial, los de sabor PICANTE. Los alimentos PICANTES CALIENTES – TIBIOS se usan para eliminar Viento Frío: ajo, chilli, pimienta, jengibre, canela.

Los PICANTES FRÍOS se usan para eliminar Viento Calor: menta, rábano

Los chinos consideran que la mayoría de los alimentos son medicinales, y que si se sigue una dieta adecuada, se realiza un poco de ejercicio, se hacen ejercicios respiratorios y se cuida la higiene personal, se pueden remediar las dolencias leves.

La dieta tradicional china

Las cuatro energías

El concepto de las cuatro energías puede considerarse como una subcategoría del yin y el yang. Las cuatro energías son caliente, templado, frío y fresco, e indican el efecto básico que ejerce un determinado alimento sobre el cuerpo, no su temperatura.

Los alimentos calientes y templados, tales como los pimientos verdes y rojos, el jengibre seco, los puerros y la leche de coco se consideran yang y se emplean para tratar dolencias relacionadas con el frío causadas por un exceso de yin (por ejemplo, sentir frío, tener diarrea o sufrir reumatismo articular crónico). Los alimentos fríos y frescos, como las berenjenas, la soja germinada, la sandía y los tomates pertenecen a la categoría yin y se emplean para tratar dolencias relacionadas con el calor causadas por un exceso de yang (por ejemplo, la gripe, el estreñimiento y los eczemas). Algunos alimentos como el arroz y la pasta se consideran neutros porque en ellos no predominan ni el frío ni el calor. Estos últimos no ejercen ningún efecto sobre la constitución, y por tanto se consideran como alimentos de uso corriente.

El movimiento del chi

Chi es el término chino que se utiliza para designar la fuerza vital o energía que fluye constantemente por el cuerpo. Existen distintas clases de chi, siendo las principales: el chi congénito, presente en el cuerpo al nacer; el chi protector, que rodea el cuerpo; el chi nutritivo, presente en la comida. El equilibrio, la cantidad y la calidad del chi de un individuo dependen sobre todo de los alimentos y las bebidas que consume, y del aire que respira. Otros factores que pueden influir son los cambios de estación y climáticos, y el estado de los órganos del cuerpo que absorbe el chi.

Cómo seguir una dieta china

Una dieta tradicional china incluye una gran proporción de alimentos neutros, tales como el arroz y la mayoría de cereales, y, según la constitución del individuo, una ingesta debidamente equilibrada de alimentos yin y yang. Puesto que cada alimento compensa los excesos y las carencias del cuerpo de un modo específico –y puesto que cada individuo tiene sus propias necesidades-, ciertos alimentos se consideran perjudiciales para un individuo mientras que para otro son beneficiosos. La salud y la sensación de bienestar de una persona puede mejorar considerablemente al comer o evitar determinados alimentos que afectan a su constitución.

El primer paso para adoptar una dieta china consiste en identificar la constitución del individuo. Una persona puede tener una constitución caliente (yang) o fría (yin). Las primeras deben consumir alimentos que contengan energía fría o fresca; por el contrario, las personas con constitución fría deben consumir básicamente alimentos que contengan energía caliente o templada. La dieta debe asimismo adaptarse a los cambios climáticos y de estación.

La dieta tradicional china

Alimentos recomendados

Excesivamente yang

Pescado blanco, pato, conejo, trigo, cuscús, cebada, mijo, judías verdes, guisantes, soja, tofu, ensaladas, espinacas, remolacha, calabacines, limones peras, manzanas, mandarinas, sandía y uva.

Excesivamente yin

Cebollas, ajo, jengibre, clavo, zanahorias, apio, hinojo, cordero, ternera, pollo, trigo sarraceno, mijo, castañas, frutos secos, cerezas, lichís e higos.

Poco yang

Ajo, cebollinos, clavo, canela, cilantro, berenjenas, zanahorias, apio y col cocidos, calabaza, espinacas, puerro, patatas, avena, cacahuetes, trigo, maíz, arroz, soja, mijo, leche caliente, ganso, pollo, miel, marisco, castañas, frutos secos, cerezas, uvas, lichís e higos.

Poco yin

Berenjenas, recmolacha, pepino, espinacas, ensaladas, champiñones, leche de vaca, huevos, pescados de río, cangrejos, gambas, codornices, pato, limones, higos, mandarinas, papayas, peras, manzanas, mangos, melones y pomelos.

Alimentos a Evitar

Excesivamente yang

Mantequilla, nata, todos los productos cárnicos, huevos duros, carnes curadas, quesos grasos, trigo sarraceno, pasta, pasteles, ajo, cebollas, jengibre, apio, pimienta negra, curry y frutos secos.

Excesivamente yin

Ensaladas crudas, pepino, tomate, berro berenjenas, algas ruibarbo, mantequilla, leche, queso, cerdo, conejo, pato, trigo, cebada, avena, cacahuetes, semillas y aceite de girasol, limones, naranjas, pomelo, sandía, melón, peras y mango.

Poco yang

Ensaladas, zanahoria y col crudas, pepinos, tomates, leche de vaca fría, clara de huevo, judías, guisantes, naranjas, piña, pomelos y sandía.

Poco yin

Clavo, canela, pimienta, zanahorias, puerro, trigo sarraceno, albaricoques, castañas, uvas, huevos fritos, pavo, faisán, cordero, frutos secos, café, vino, alcohol y vinagre.

Alimentos recomendados

Pescado blanco, pato, conejo, trigo, cuscús, cebada, mijo, judías verdes, guisantes, soja, tofu, ensaladas, espinacas, remolacha, calabacines, limones peras, manzanas, mandarinas, sandía y uva. Cebollas, ajo, jengibre, clavo, zanahorias, apio, hinojo, cordero, ternera, pollo, trigo sarraceno, mijo, castañas, frutos secos, cerezas, lichís e higos. Ajo, cebollinos, clavo, canela, cilantro, berenjenas, zanahorias, apio y col cocidos, calabaza, espinacas, puerro, patatas, avena, cacahuetes, trigo, maíz, arroz, soja, mijo, leche caliente, ganso, pollo, miel, marisco, castañas, frutos secos, cerezas, uvas, lichís e higos.

Berenjenas, remolacha, pepino, espinacas, ensaladas, champiñones, leche de vaca, huevos, pescados de río, cangrejos, gambas, codornices, pato, limones, higos, mandarinas, papayas, peras, manzanas, mangos, melones y pomelos.

Alimentos a evitar

Mantequilla, nata, todos los productos cárnicos, huevos duros, carnes curadas, quesos grasos, trigo sarraceno, pasta, pasteles, ajo, cebollas, jengibre, apio, pimienta negra, curry y frutos secos. Ensaladas crudas, pepino, tomate, berro berenjenas, algas ruibarbo, mantequilla, leche, queso, cerdo, conejo, pato, trigo, cebada, avena, cacahuetes, semillas y aceite de girasol, limones, naranjas, pomelo, sandía, melón, peras y mango. Ensaladas, zanahoria y col crudas, pepinos, tomates, leche de vaca fría, clara de huevo, judías, guisantes, naranjas, piña, pomelos y sandía. Clavo, canela, pimienta, zanahorias, puerro, trigo sarraceno, albaricoques, castañas, uvas, huevos fritos, pavo, faisán, cordero, frutos secos, café, vino, alcohol y vinagre.

PARTICIPAR EN ESTE BLOG