Propiedades curativas y espirituales de los Elixires Aztecas


Un elixir  es un líquido de sabor dulce utilizado con fines curativos, existen elixires de dos tipos: no medicinales como los aromáticos o florales y  medicinales: como los antihistamínicos, sedantes, hipnóticos y expectorantes. Los elíxires suelen llevar aromas, como los de sabores frutales como la naranja y el limón, también están los de sabores cálidos como canela y clavo.

La Terapia Floral Bach utiliza elixires florales para su práctica. Actualmente existen alrededor de 300 Sistemas Terapéuticos Florales que corroboran sus bondades. Fue avalada y reconocida por la OMS desde 1976. Otro tipo de elixir es el elixir de gemas.

Los Elixires Aztecas, son esencias de flores, hongos y minerales del energético suelo mexicano que ayudan a las personas en desequilibrios generales. En la Medicina prehispánica (vinculada a elementos místicos y mágicos) el chamán canalizaba ciertas "revelaciones" de algunas plantas de poder, asociando e identificando las mismas con la enfermedad que se deseaba curar.

Ellos eran sabios conocedores de las propiedades curativas de los elementos ya que este territorio contiene un porcentaje extraordinario de biodiversidad del planeta como pocos lugares en el mundo, además de poseer una multiplicidad de centros energéticos de poder en su territorio. Los secretos de las “Plantas Maestras” (de poder) curativas, fueron transmitidos oralmente y la tradición sigue viva en sus descendientes.  A estas  plantas, algunas con efectos psicoactivos,  las llaman “Maestras” porque ingeridas adecuadamente generan conocimientos a través de sueños, visiones, percepciones e intuiciones, y por sus propiedades curativas.

Cada región del mundo y las culturas tradicionales tienen sus plantas maestras, así en el norte de México está el peyote que es un pequeño cactus sin espinas, endémico de la región sudoriental de los Estados Unidos y el norte de México especialmente la región del Río Grande y el desierto de Chihuahua. En la actualidad, el peyote sigue siendo la planta sagrada  que rige la vida espiritual de los huicholes. Es de crecimiento muy lento, ya que recién después de 15 años adquiere un tamaño adecuado para su uso ritual. Su forma redondeada, pequeña y de color verde azulado le brinda también una llamativa imagen.

Asimismo, este cactus tiene variadas propiedades medicinales: la artritis, la diabetes, los desórdenes intestinales, la mordedura de serpiente, el piquete de escorpión y otras patologías pueden ser contrarrestadas mediante la utilización del peyote. En el desierto es también empleado para combatir el hambre, la sed y el cansancio. Sirve para el perdón, es de las flores más catárticas con respecto a las cuestiones que requieren de ser perdonadas para poder continuar adelante.

Otra de las plantas maestras utilizadas en los elixires aztecas es la Datura Arbustiva que  se conoce como la hierba del diablo, La flor de la damiana ayuda en la mujer a sacar su erotismo, esa parte que de pronto se ve perdida a veces por las conductas machistas y aberrantes hacia ellas, por lo que pierden su femineidad natural. En el hombre, la damiana le permite dejar atrás al ser machista y estabilizarse luego de comprender que la mujer es un ser como él que debe ser respetado y amado.

Otra  de las flores aztecas más reconocidas a nivel mundial es la nochebuena o cuetlaxóchitl, ésta es utilizada en la medicina tradicional para realizar cataplasmas y fomentos, y en enfermedades de la piel. El jugo lechoso de la planta se usa en elixires para tratamientos para bajar la fiebre. Otras plantas maestras son la Vanilla  planifolia: también conocida como flor negra, es una orquídea de origen mexicano que fue hallada por los conquistadores en tierras aztecas, este pueblo la utilizaba para condimentar sus comidas y aromatizar bebidas a base de chocolate.

Los Elíxires Aztecas  son el primer Sistema Floral mexicano surgido en el campo de investigación desde el año 1998, con elementos de la naturaleza y preparados alquímicamente en un hábitat afín.

Está conformado por 46 esencias individuales y 15 Remedios Combinados. El Sistema es pluralista y abierto ya que se combinan entre sí y se continúa en la investigación de la flora para ser incluida. La sutil información energética de las esencias nos brindará una profunda concientización de nuestros pensamientos y emociones erróneos, reflejándose a través de síntomas de enfermedad en nuestros cuerpos. Las flores trabajan a nivel energético, de manera que en el envase no existe ninguna parte de la planta, sólo la energía de la flor, la cual se extrae con la técnica del sistema de las flores de Bach.

Los Kit de Elixires Aztecas están conformados por elixires Aztecas de flores, cactus y hongos. De variedades silvestres, son exclusivamente clasificados y tipificados en México y por esencias florales, cuyas plantas son originarias de México, con un gran crecimiento y consumo, clasificados y producidos por varios Sistemas Florales. Y elixires minerales y florales de diversos Sistemas, procedentes de otros suelos y adaptados al cultivo orgánico, que han demostrado sus beneficios en circunstancias clínicas específicas en diversos lugares del mundo.

Los Elixires Aztecas dirigen su acción a la conciencia y emociones del ser reconectándolo con su naturaleza perdida. Ayudan a catalizar el potencial latente, facilitando la expresión de las capacidades que poseemos para resolver los desequilibrios en todos los planos. Los más comunes son los extraídos de las siguientes plantas y combinados con alguna planta maestra:

Árnica Mexicana: Genial remedio para crisis epilépticas, asmáticas o shocks de cualquier tipo. Este elixir restaura, desbloquea y regenera la energía.

Borraja: Para estimular la extraversión y generar confianza en el individuo la Borraja es esencial. Desilusiones, desánimos y depresiones pueden ser combatidos a través de este estimulante natural.

Diente de león. Utilizado en gran manera en la actualidad, el Diente de león permite regular la energía tranquilizando y equilibrando los estados de ánimo.

Cardo santo: Para personas desconfiadas y avaras, el Cardo santo es ideal. Esta planta promueve la generosidad y la espiritualidad.

Jacarandá: En personas indecisas y con falta de voluntad, el jacarandá puede traer la claridad que precisan.

Menta: Para individuos desganados y apáticos, la menta aporta lucidez y estímulo, capacidad para reaccionar. Es ideal para personas de tercera edad.

Ortiga: Para personas que padecen susceptibilidad y rencores, la ortiga favorece la unión y la reconciliación.

Calabaza: Cultivo fundamental de la América prehispánica, la calabaza permite tratar frustraciones y desazones. Al enfrentar la desilusión es posible mejorar el ánimo y recuperar las ganas. Además incrementa la sensibilidad y sirve para mejorar la vida sexual.

Cempazúchil: Esta hierba mejora sensiblemente el proceso de aprendizaje. Consumida a nivel familiar favorece la comunicación entre los miembros de la familia, además de fortalecer la empatía.

Nopal: Los aztecas lo consideraban una planta de la vida debido a su resistencia pues aun cuando parece completamente seco, puede darle vida a nuevas plantas. Bebían su jugo para el tratamiento de las fiebres, usaban el mucus para los labios agrietados, la pulpa para tratar diarreas, sus espinas para las infecciones, su fruto —la tuna— para eliminar el exceso de bilis, sus hojas en cataplasmas para tratar inflamaciones y sus raíces para tratar las hernias, irritación del hígado y las úlceras estomacales. Personas con baja seguridad personal y rigidez que se escudan bajo una fachada pueden probar suerte con el nopal. Es perfecto para favorecer la comunicación y la adaptabilidad.

Achicoria: Para individuos controladores y dominantes con su pareja, la achicoria es la solución perfecta. Además sirve para mejorar la circulación y para eliminar las depresiones.

Aguacate: Desequilibrios emocionales pueden ser restaurados por el aguacte. La depresión y la angustia también se solucionan con esta hierba, y además es posible sensibilizar de gran manera a quien la consume.

Plátano: El Plátano es perfecto para personas con carácter fuerte y agresivo. Es un afrodisíaco que favorece la calidez y desarrolla al máximo el amor.

Hinojo: Esta hierba está recomendada para las personas con incertidumbre y depresión, quienes no son constantes o pierden la voluntad y la energía.




Si te ha gustado este BLOG, siéntete LIBRE de hacer clik en ME GUSTA y de compartirlo en FACEBOOK, TWITTER, CORREO ELECTRÓNICO y demás redes sociales.

No hay comentarios:

PARTICIPAR EN ESTE BLOG